viernes, noviembre 28, 2008

Dando envidia

Al contrario de lo que pasa en España, por aquí hace un calor increíble. Estamos a un mes escaso de que empiece el verano y ya no se puede parar.

Menos mal que nos queda el consuelo de la Huari, una cerveza que se sirve muy fría en botellas de 600cc. El problema, claro está, es que se calienta rápidamente con este calor. Pero el ser humano es inteligente y se han inventado este método para mantener la cerveza fria. Casi que me están entrando ganas de beberb
e una ahora mismo.

1 comentario:

anthea dijo...

acho deja de beber tanta cerveza, que asi no vasa rebajar la barriguita para nuestra boda.